Airén

El frío de las Montes de Toledo permite la elaboración de vinos de gran intensidad y carácter.